Solo pensamientos, historias por escribir para que luego no las olvide. O solo para sacarlas de la cabeza...

miércoles, 31 de diciembre de 2008

A los 25

No es que me sienta vieja, porque creo en aquella frase de cajón de que la juventud está en el corazón, pero esto de los 25 me parece toda una cuestión. Mi mamá nos dijo hace unos años que cuando cumpliéramos 25 años teníamos que ir pensando en irnos de la casa. Y aunque mi hermano que tiene 28 no se ha ido, y mi hermana de 30 viva en Bcn, pero con un pie siempre en la casa, no creo que me vaya pronto de la casa y mi mamá al final tampoco piensa echarme.

Todavía tengo cuadernos de muñequitos, léase, La fresita, o mas moderno aun, Backgardigans. Veo un Pitufo y me muero de la emoción, me gusta la ropa rosada, no combino las medias con los pantalones, tengo unos guantes de rayas de todos los colores, y calzones de corazones, no me falta sino el par de trencitas en el pelo, que no las he tenido recientemente porque tengo el pelo corto desde hace 4 años.

El 29 de noviembre cumplí 25 años. 8 días antes en el aeropuerto el Dorado antes de llegar a Barcelona me compré un reloj de $5000 de la fresita. Era el más bonito, el único de mi gusto y solo pensaba en que me aterraba pasar 12 horas de avión sin saber la hora. El 30 de noviembre, en medio de la resaca, miré el reloj, y por un instante, pensé: oís, yo si estoy ya como vieja para un reloj de la fresita. Y la verdad es que podría pasar el resto de mi vida como si tuviera 22: con reloj de la fresita, yendo a casa temprano antes del amanecer, teniendo que ir a la universidad, en fin, tantas ventajas que siento que dentro de mi en caso de tener 22. Total es que guarde el reloj, y me compré otro, aunque todavía no es de señora, por lo menos no es rosado de niña de 8 años.

No se que es eso de tener 25 años, debe ser igual porque al final la vida es solo una. Larga y larga, o corta y corta. Los años son solo períodos de tiempo que el hombre se inventó para ordenar su caótico mundo y entenderlo un poco.

Lo que pasa es que cuando mi mamá tenía 25 años ya tenía marido y dos hijos. Y yo, yo nada, vivo una vida medio hippie, medio formal, quiero ser normal, pero no tengo tanto de normal, quiero ser independiente, pero al final dependo de todo. Me cuesta levantarme en las mañanas, trasnocho todos los días, todavía me emborracho y a veces se me olvidan cosas, me falta probar casi todas las drogas, ya dejé el cigarrillo, todavía no se bailar y no creo que aprenda, y no me gusta maquillarme así mi hermana insista.

Y como esto del tiempo pasa, y a veces me miro al espejo y digo, Dios, como has envejecido. O veo a los jóvenes (es que ya hablo casi como una abuela) y digo, estos muchachos tan tremendos (ja), o tan tesos, o veo esos que a los 23 ya hicieron todas las cosas que yo no he hecho. O pasa también como hace poco, que el suegro de mi hermana me dice que si tengo 18 años; que al final no se que es peor, si ver a los que están detrás muy jóvenes o tener tanta cara de niña.

Y mi cuñado me dice que porque trabajo a los 25 si estoy muy joven todavía, y yo pienso, ¡claro! ¡Estos europeos!

Y de pronto por esto de los 25, pues para no sentirme tan vieja, ni tan pasada de moda, y de pronto porque me canso de ser niña bonita y buena... O de pronto sin razon alguna, solo porque me da la regalada gana, decidí cortarme el pelo, y teñírmelo de muchos colores, así los colores no estén de moda, o si y que importa. Porque tuve el tiempo, me di el gusto, porque necesitaba un cambio (dicen que cortarse el pelo es un cambio en la vida de algo) porque me dio la gana, y porque finalmente me atreví, después de tantas divagaciones en mi cabeza sobre la vanidad femenina.

Así que este fue el cambio de look.




Fue divertido estar tres horas en un lugar en el que uno se siente atendido, con todo el placer de unos chicos que se divierten haciendo lo que hacen. Sergi el amigo peluquero se divirtió de lo lindo con mi pelo y mis colores, yo solo le dije, en “vos confío”. La Pelu, fue el lugar, la ciudad Barcelona, el personaje, Ana María Vallejo, que por mas que trate de cambiar, siempre será la misma.

Bar El Pastís

Íbamos caminando una noche en la que finalmente no llovía.

Entramos al Bar El Pastís.

Abierto desde 1947, el Pastís, es un bar al estilo francés de la bohemia de antes, y de la de hoy si eso todavía existiese. Dicen que aquí estuvo Picasso y a mi me gusta pensar que es cierto.

Cuando llegamos, pedimos tres mini cervezas, cañas dicen aquí, y nos sentamos a conversar. El lugar no supera los 25 mts cuadrados y tiene su propio estilo en la decoración. Está ubicado en el barrio chino y esta amenazado de cierre por los vecinos, quienes dicen que el bar no les deja dormir.

El show de la noche al ritmo de este francés y este noruego que según contaron se habían encontrado hacía 4 días en Barcelona, que tocando música francesa, Edith Piaf y otros, entretuvieron un rato. Philip, el francés se puso la corbata y la chaqueta (que olía a no haberse lavado en mucho tiempo) y el noruego tomó su guitarra y empezó el concierto acústico, claro, por aquello del ruido y los vecinos.



www.barpastís.com

lunes, 29 de diciembre de 2008

Incendio de Tostada



Ella es mi hermana, Paula. El, su novio Luca. Yo vine de visita a Barcelona. El primer desayuno y hubo un incendio. Luca es terco, y maneja las máquinas a su manera. Paula ya tiene la casa como una señora grande, y pues, lo que pasa es que finalmente crecimos sin querer queriendo. Su hornito es un poco peligroso. Pero ella lo cuida igual.

jueves, 25 de diciembre de 2008

Re-visiting Palermo (I)


Ir por las calles, con el sol que entibia el cuerpo, calles estas, estrechas, sucias, con el olor de la ropa recién lavada, el rumor silencioso del viento chocando entre la ropa colgada en cada balcón. Un perro caminando a mi lado, un gato en la esquina, vigilando, una lapa, esta vespa convertido en camioncito, que pasa, trstststrsrrsr, una viejita que pasa al lado, un grito en siciliano de un señor, el vecino le responde y cuando uno se da cuenta la calle entra discute sin mas, entre los balcones y la calle.



Trtrtrttrtrtrt, otra lapa, al lado mío, un señor barrigón sentado sobre una caja de cerveza, espera. Cualquier cosa que pueda pasar, y si no pasa nada no importa.

Luego, pasan vendiendo la sal, luego sigo caminando, por estas calles que no tienen lógica, una, dos, tres iglesias.



Luego sale una nube mas grande y mas gris y se lanza a llover el cielo. De pronto llora Palermo a sus muertos, a sus casas secas desde hace mas de 100 años.

Todo el mundo parece mirarme sospechosamente. Me tomo un zivivo, en la taberna del Ballaró con un huevo duro como aperitivo que se ofrece gratis en el aparador del bar. Tomo una foto, y siguen las sospechas. Hoy es día de Santa Lucia y no se puede comer ningún tipo de granos, se come Arancina, una bola de arroz frita rellena de carne, y me como más bien un “Pane Panelle”, un sanduche de un frito de garbanzo, lo cual parece ofender al de la vespa que pasa y grita: santa luchía! Y yo sigo comiendo, mi “pane”, a pesar de que hoy no se comen granos ni trigos, por supuesto el señor no debería vender tampoco el “Pane Panelle”.



Para resguardarme de esta lluvia que me enfría los tenis, entro a la primera iglesia que veo. El rumor de unas letanías, unas velas encendidas, una iglesia, allí otra por allá, tiempos de locuras religiosas que hacen bellezas, ahora que son absurdos, afuera vende una señora, que me desea feliz navidad: - Buon Natale-, una rosas, que no compro porque a nadie quiero regalarle alguna.

Por el camino del mercado, entre las carpas de lado a lado de la calle, entre la gente y yo, pasa una vespa, o cualquier moto, pitando. Se le da el permiso, uno espera, y ahí esta el pez espada con el pico parado, luego las especias, en bolsas, los mil colores, todos los precios en “cartolinas”, luego los tomates lindos.


Por el corso Vittorio Emanuele esta el carro de bomberos, con la escalera levantada y dos bomberos en una ventana, sin embargo no hay fuego, el trafico se enloquece; en Quattro Canti una pareja de recién casados posan mientras su camarógrafo les hace las tomas para el video del momento feliz, que quien sabe si sea el único de su vida juntos, y sigo caminando, y pienso en si alguna vez me caso. Pasa el Carabinieri, con la sirena azul sonando, turiruri, y pienso en que me miran sospechosamente, y que en el Padrino se recuerda a Sicilia como la tierra de la mafia, y sigo caminando. Pero que yo no he visto al Padrino completo y no lo pensé antes de venir aquí.


Vuelvo entre los callejones, me sigue otra vez otro perro, esta vez llego a esta iglesia sin techo, una iglesia sin techo, una iglesia sin techo. Miro estas nubes bajitas que se mueven rápido, que a veces vuelven a traer otra que llora la muerte en esta ciudad.Miro el cielo con un marco, no de ventana sino de techo.

Paso por via Messina Marina, y veo los rumanos que parece que cada mañana que paso hubieran dormido en los carros que están ahí siempre parqueados. Espero la parada del bus, el bus que solo pasa cada media hora, el 224 para la Estación Central.

En el bus, seguro hay una viejita que despeinada, habla conmigo y yo la miro como queriéndole decir que no le entiendo y que por favor se peine, pero a ella no le importa, ella sigue hablando en tono alto y parece que se queja de algo. En los buses siempre están los locos, los viejos y yo. Y siempre hay una conversación comunal. A veces las viejitas que pelean con los adolescentes, ahhh, que ellos usan el bus para ir al colegio, y luego hacen de estos recorridos caóticos, el lugar de sus travesuras con las viejitas de Palermo.



Voy por donde las putas negras, que en el camino de acera de tierra, esperan entre los arbustos a que algún coche, se detenga. Voy buscando una playa, en

invierno, con abrigo y guantes en las manos. Oigo las olas, el sonido que no se detiene, y que marca el respirar de esta tierra vieja, un chico pasa trotando, me siento un rato en la arena, recibo el atardecer, espero.



Entre las piedras, se choca el mar, las barcas vacías de los pescadores, y un letrero que indica, que por favor no se bañe en este pedazo del mar por contaminación, igual con este frió no pienso hacerlo. Una pizza en la cafetería, melanzana por favore. Scaldada. Uso el baño, pienso que en todas partes hay botones y palancas diferentes para vaciar los sanitarios y que uno podría hacer una antropología de botones de wc´s.


Luego por entre las playas vacías, las casas gigantes de verano, ahora quien sabe si ocupadas, miro el horizonte, un azul de mar que se mezcla con el cielo, y pienso en lo que oí el otro día, de un horizonte sin línea de horizonte. Donde el mar se funde con el cielo, y uno podría decir que la tierra es como el cielo. Ojalá, el cielo fuera así de divertido, ojalá la tierra fuera así de inocente.

Un balneario, piscinas gigantes desocupadas, solo el agua de la lluvia de este invierno caprichoso, que reflejan la montaña, la silla del salvavidas vacía, de pronto el perro caminando por el borde. Pero el perro no está. Una pareja por allí escondida detrás, quizá se fuman algo, quizás se besuquean, quizás, tantos

quizás que no se.


De vuelta las mismas putas en el bus, se comen un bocadillo, se ríen, como cualquiera, como yo, cuando me río de algo que pasó en el trabajo. Así se reían. Y yo pensaba en que estas putas son muy lindas. Y que claro, tienen todo el derecho a reírse.


De nuevo al bus que me lleve por allá a donde aun no he ido, corro, porque en este horario al medio día cierran todo y vuelven a abrirlo a las 4, cosa que todavía no entiendo, corro porque son las 11 y me van a cerrar. Corro, pregunto en la información turística, un par de turistas preguntan primero que yo por el busecito descapotado que lo lleva a uno a ver la ciudad y que están en todas las ciudades, nombres que ya he visitado, y que me parecen que las ciudades deben ser vitrinas de un mall desde alli. La niña les dice que si, que el bus pasa, pero como es Palermo, esta ciudad de lo que no se sabe, de lo muerto y la que espera hace tanto tiempo, hay que esperarlo, que no tiene horarios. Ellos se van un poco

decepcionados, tendrán que pasar el umbral de la vitrina, porque como dice la guía que compré, cualquiera, todas eran igual de malas, Palermo es para viajeros atrevidos. Yo no se si sea atrevida, solo pensé que Palermo quedaba muy lejos, y que llegué por pura casualidad, la vida que a veces lo va llevando a uno, y qué bonitas llevadas.


Corro, y llego, 11:20am, calculo el tiempo, entro entre corredores de esos palacios y lugares amplios con plazas internas, escucho un coro cantando, un órgano sonando, y cuando entro, una Capella, (Palatina) dorada, dorada, dorada, y en sus muros, las historias que me contaban en las clases de religión, las que escuche en los evangelios los domingos, y los primeros viernes de cada mes que en el colegio era obligatorio asistir. Mosaicos, el coro, ensayaba, y la chica decía, otra vez desde la pagina 18, y seguía, y seguía, ¡ahhh!, ¡ohhh!, y pensé que en esta ciudad de iglesias se cantor lírico podría ser una buena profesión, y pensé que nunca pensé que los cantores líricos hablaran normalmente, aunque siempre lo supe, pensé que sería bonito que siempre cantaran, y nunca hablaran. Y yo

seguía mirando a Noé y su arca, y a Jesús en la cruz, y a Pablo, y a Magdalena, y al Pesebre que es tan de moda por estos días invernales. Tocaba las paredes con mis deditos para que no se me olvidara como se sienten los mosaicos dorados y los mármoles lisos cuando un coro toca en una Capella Palatina. Y que eso no tiene importancia, pero yo quiero recordarlo.


Pipipi, dice la moto que pasa, ya decía yo que se me hacía conocido ese sonido, pipipi.


La vía en vitrina desde un coche, no se a donde voy, le dije: Lu, quiero ir a un cementerio, y el me dice para que, si aquí ya todo este muerto, no hay que ir hasta uno. Pero Lu, me ha llevado al cementerio, como cuando uno iba al zoológico, pero esta vez era al cementerio. Y pasamos por este cementerio, y desde allá arriba se veía un poco de la ciudad, que yo todavía no sabía porque era una ciudad muerta y seca, y mas allá de la ciudad el mar, y las cúpulas de las iglesias, cúpulas de colores, y de todas las formas, y ahí los muertos, debajo de mis pies, al frente de mis ojos, flores frescas, los retratos de cada muerto, las familias enteras muertas. Muertos que no conozco, pero que le rendí homenaje con mis fotos, y mis dedos tocando las lozas en mármol, las flores vivas y de

plástico, y los muros de los mausoleos de 1800. Taaaaaaa!!!!! Una sirena anuncia que se cierra la visita a los muertos. Me retiro entonces del recinto.

Y afuera otra vez el perro, que me mira, un rato, pero sigue rascándose las pulgas. Y me voy.


En la Trattoria Shangai, un zivivo otra vez, un amigo pasa, otro amigo pasa, sin dientes, y con el olor de la calle, sus pertenencias en una bolsa, y un perro a su lado, me invitan a más zivivo. Conversan un rato, si yo no sigo mi camino, puedo seguir ahí con ellos, llega otro loco que se burla del primero, y siguen su camino juntos. Dios los hizo y ellos se juntan solos en esta ciudad demente. Yo sigo, buscando más locos, tratando de salvar mi locura.


Con mi locura voy a las catacumbas. La guía absurda lo pone como uno de los atractivos alternativos. Mi locura iba por ellos. Las “Catacombes dei Capuccini”, un par de escaleras, que bajan, un corredor, y adentro el olor húmedo me sorprende con una calavera con cuerpo y ropa colgado ahí, al frente, y así corredores y corredores, de hombres, niños y mujeres, rellenos de pajas, guantes y lentillas en las cabezas roídas. Bigotes y dientes, barbas y solo falta el ojo que me mire. El olor de muerto no le gustó a mi locura, y me devuelvo, y no me quedan ganas de más muertos, ni de más ciudad de muerte.



Las casas siguen secas, y yo quiero volver. Por el avión, se ve el mar, el Tirreno, detrás, las tierras cálidas de esta isla, los viñedos y los olivos, y esa ciudad, que según Goethe, quien no va a Sicilia no conoce a Italia, y bueno yo digo, que ir, para conocer esa muerte viva, esa viva muerte y volver, para sacar la vida, y saborear la muerte, otra vez.


miércoles, 24 de diciembre de 2008

Segundo secreto femenino

Y nosotras, mujeres, el secreto, es hacer lo mismo: no dejar nada en la cabeza, y mirar al otro lado, a ese marciano hombre, con los mismo ojos del amor, y las palabras de las historias y los sueños.

Un secreto femenino

Hace dias quería escribir sobre las mujeres. Hoy escribo desde mi condición femenina y personal un mensaje hacia la otra orilla, porque es tan sencillo, pero a veces ni ellos ni nosotroa sabemos lo que pasa.

Que deben saber los hombres sobre las mujeres

Primero lo que deben saber lo hombres sobre las mujeres es que nosotros estamos esperando a que ellos nos digan algo. Es así de sencillo. Esto de que las mujeres somos de venus y los hombres de marte, libro que intenté leer en mi primera decepción amorosa, un libro prestado que aun no devuelvo y que no leí tampoco, no es tan cierto porque se solucionan, las diferencias, con cosas sencillas: a las mujeres para poderse entender con ellas, lo mejor, es que ustedes, hombres, nos digan lo que están pensando, hacia donde van, no en sentido literal, que si, pero también en sentido figurado. A las mujeres nos gusta saber cual es su camino, amigos hombres para nosotros tomar desiciones al respecto. La mujer no se hizo feminista porque hubiera actitudes feministas al frente, sino porque los hombres están a su lado. Pero a veces pienso que los hombres no dicen lo suficiente a las mujeres o, porque se sienten con sus madres al lado, o porque se sienten controlados, y bueno siempre hay hombres que dicen, mas y los suficiente, pero sabes que, amigo hombre? No es suficiente. Porque a nuestra fortuna, para las mujeres nunca es suficiente. Y lo digo no por el exceso de cosas que tu, amigo hombre nos dices, sino por el exceso de cosas que por ti, y el amor que sentimos por ti, las mujeres hacemos, mas de lo que deberíamos hacer, porque recuerda amigo hombre, que al final terminaremos como tu madre que te parió, y si estas de suerte no te abandonará. Así que si estas de suerte con alguna de nosotras, que te ha escogido para amarte y cuidarte, por favor, no es sino necesario que nos digas que hay ahí, en esa cabeza hasta en el mas ultimo detalle. Confía, no en nuestro instinto telenovelesco de perseguirte hasta la muerte, sino en nuestra madurez post feminista, de tener una vida propia, a tu lado, y en compañía.

Es así de sencillo, amigo hombre, y este no es un mensaje a ningún hombre en particular, sino que como mujer, pienso, en estas relaciones que en mi, y por supuesto a mi alrededor, se tejen entre hombre y mujeres. Es así de fácil, o no tan fácil, pero si las mujeres dejamos el papel de perseguidoras y victimas, y el hombre nos dijera lo que hay en su cabeza, confío mas en la evolución cultural, para que el resultado, sea, una mejor relación entre este hombre y esta mujer que son bien diferentes a los papeles dibujados en el pesebre de la biblia o en el matrimonio de nuestros padres.


Solo una reflexion de estos dias grises.

felices fiestas, o por lo menos pasen y descansen en la felicidad mal augurada.

sábado, 13 de diciembre de 2008

Desde

Escribo rapido, desde estar tierras siempre frias, donde no entiendo porque no deja de hacer frio, porque el sol al medio dia no esta en cenit, porque anochece a las 5, porque amanece a las 7. Porque los locales y todo lo cierran a las 2 y porque los cierran de nuevo a las 7. Yo se porque, solo que no me acostumbro a tener las manos frias, y los pies bien frios. Estoy en un cafe internet con un tipo que habla italiano, algo que no entiendo y debe ser arabe o algo asi, y chapotea ingles. QUe no cree que fuera colombiana, porque resulta que para estar en internet en un lugar publico necesitan que todos los usuarios esten registrados por eso de los ataques terroristas. Que el carabinieri viene a pedir los registros. Yo a verdad a pesar de ser colombiana no soy terrorista a pesar de los suenos que he tenido en los ultimos dos dias, en el que en el primero en una marcha hacemos un ataque terrorista estocolmo y luego en el otro atraco la embajada francesa. Pero que quede claro, no soy terrorista. Si, el invierno no deja de ser frio a pesar del sol en la cara, y la calefaccion en la casa, o el agua caliente en el bano, y que decir del pelo mojado cuando se lava. Tengo una abstinencia de internet que me va matando y la compenso comiendo galletas, tengo abstinencia a mi amor, y esa solo se compensa estando en esta cafe internet, a 6 horas de diferencia escribiendole y creo que las dos abstinencias estan relacionadas, la enfermedad es adicciones varias, la solucion, no se si sea volver, pero creo que es estar seguro de lo que hay en el corazon y un cuaderno y un lapiz para apuntar lo que no puede llegar hasta este mundo virtual. Me voy para querer volver, y vuelvo para quererme ir, probablemente no haya lugar, sino que tengo que viajar mas y siempre en mis suenos, y pensamientos. Estas ciudades que solo son nombres, para mi calles con piedras antiguas, paredes que toco, pensando en esos anos de antes, luego en los que estan por venir, a veces pensando si viviria aqui o alli, pensando en esa ciudad, esa medellin, que de todas las formas me gusta, a pesar siempre de todo. Pienso que quiero irme, pero que siempre volvere. Que probablemente tanto miedo a irme... es a que un dia me vaya del todo. Y quien sabe en donde resulte a volver.



Disculpen las ennes, sin rayita arriba.



Y definitivamente seria feliz en el mundo en el que no haya clima. El clima es uun externo que afecta demasiado mi iinterno, tres dias de tormenta me van dando... algo parecido a la frustracion y tristeza profunda. Como una mata sere, que necesita al sol para poder recargarse.



Hoy desde Palermo, la ciudad de la mafia siciliana, luego creo que cuando vuelva a BCN que se vuelve como una segunda casa, podre estar mas tranquila, frente a esta pantalla que me conecta con otros mundos.



Y este va sin tags.



(para que no me descubra el carabinieri)



Ahh y mi italiano va mejor que el aleman. Que sera.

martes, 25 de noviembre de 2008

¿Cambio?

Haruki Murakami en Al sur de la frontera, al oeste del sol.

"Durante toda mi vida, he tendio la impresión de que podía convertirme en una persona distinta. De que, yendome a otro lugar y empezando una nueva vida, iba a convertirme en otro hombre. He reptido una vez tras otra la misma operacion. Para mi representaba, en un sentido, madurar y, en otro sentido, reinventarme a mi mismo. De algún modo, convirtiendome en otra persona quería liberarme de algo implicito en el yo que habia sido hasta entonces. Lo buscaba de verdad, seriamente y creia que, si me esforzaba, podria conseguirlo algun dia. Pero, al final, eso no me conducia a ninguna parte. POr mas lejos que fuera, seguia siendo yo. Por mas que me alejara, mis carencias seguian siendo las mismas. Por mas que el decorado cambiase, por mas que el eco de la voz de la gente fuese distinto, yo seguia siendo el mismo ser incompleto."

Mi misma me persigue a todas partes, imposible dejarla. Toca recibirla entonces.

lunes, 17 de noviembre de 2008

De concierto con Cristobal

Cristóbal es un nuevo amigo. Si, la suerte que lo lleva a uno a personajes como este. Su guitarra no la abandona en ninguna parte, su mejor amiga, su amante, su socia de supervivencia. Cristóbal tiene algo de loco, de ingenuo, de recorrido y vivo, está lleno de vida y de aventuras. Que bueno estar cerca a personas que le llenan a uno los ratos de no-normalidades.

Me pregunté porque no me relaciono tan fácilmente con personas normales. Porqué todos los que están cerca de mi, tienen algo de locos, raros, frikis, misteriosos, intensos, payasos, nerds, amargos, dulces en extremo...

Como yo.

No habría otra posibilidad.



Concierto de cafetería from Ana Maria Vallejo on Vimeo.


Así, una mañana de sábado cuando buscabamos una cafetería para tomar la media mañana, nos llevó a está, un poco de cuadras más adelante en Carabobo, porque allá siempre lo dejaban cantar. Etica profesional. Y nos comimos unos deliciosos pandequesos, y Cristóbal cogió la guitarra y cantó un par de canciones. Esta es de su autoría.

Probablemente algún día lo verán por ahí en la calle cantando, dejando sus versos y los que toma prestados en cada aliento, con esa fuerte voz, con esa energía, que le deja a uno una sonrisa en el rostro.

Y uno dice, Viva la vida!

sábado, 8 de noviembre de 2008

Cronicas marcianas

El futuro en 1950. El futuro del año 2000 con magnetófonos y teléfonos fijos, cohetes y bombas atómicas. Marte 1999. Marte 2026 y el hombre se ha autodestruido, ha acabado con los marcianos y con su propia raza. Ha acabado con la tierra. Las guerras atómicas han dejado a la tierra como un planeta muerto y solitario en la galaxia. Solo Marte tiene unos tantos humanos, los marcianos, los pocos que quedaron huyeron por el universo lejos de esta raza destructora.

Ficción, un poco. Cerca de estas realidades y momentos apocalípticos, donde a veces parece que el sistema y las guerras, nos deshumanizan y solo somos hombres maquinas de ese futuro que Bradbury alucinó hace 60 años. Por suerte todavía quedan esperanzas. Obama, la Minga, la cabeza de uno... Mi cabeza.

He pesando todo el tiempo en esta crisis, en este sistema que se acaba, que anda agotándose, donde los salarios no son justos, si dejas de consumir, el sistema cae, pero de donde consumes si n hay empleo, y luego la guerra, y luego la muerte, y el pánico absoluto y el deseo de sentirnos seguros porque las calles son peligrosas y todo resulta sospechoso siempre. Donde en la red y el Internet nos abren las fronteras, pero físicamente estamos atrapados, ahogados, enredados. Marte no queda tan lejos de estas tierras, somos marcianos en este planeta verde y azul que algún día fue. Lo estamos destruyendo, en 150 años de industria, nos estamos matando, entre hermanos nos odiamos, competimos absurdamente por sobrevivir a costa de todos y de todo.

Si Obama no resulta la esperanza, aquí las cosas se terminan de joder.

"Tenían miedo de la palabra política, que entre los elementos mas reaccionarios acabó por ser sinónimo de comunismo, de modo que pronunciar esa palabra podía costarle a uno la vida. Y apretando un tornillo aquí y una tuerca alla, presionando, sacudiendo, tironeando, el arte y la literatura fueron muy pronto como una gran pasta de caramelo, retorcida y aplastada, sin consistencia ni sabor. Poco después las cámaras cinematográficas se detuvieron, los teatros quedaron a oscuras, y de las imprentas que antes inundaban el mundo con un Niagara de material de lectura, broto una lectura de materia inofensiva e insípida.-.... El hombre, decían, ha de afrontar la realidad. ¡ha de afrontar el aquí y el ahora! Todo lo demás tiene que desaparecer. ¡Las hermosas mentiras literarias, las ilusiones de la fantasía, han de ser derribadas en pleno vuelo! ... Y quemaron los castillos de papel y los sapos encantados y a los viejos reyes, y a todos los que fueron eternamente felices, pues estaba demostrado que nadie fue eternamente feliz, y el había -una vez- se convirtió en -no hay más-." Ray bradbury - Crónicas marcianas

Lo único que queda es resistir, y construir desde la conciencia.

viernes, 7 de noviembre de 2008

Naranja


Mi color favorito por estos días,

Lo que sea naranja.

miércoles, 29 de octubre de 2008

Lo que hay en la cabeza

Para ver el mundo me tuve que detener, abrir la ventana, asomar la cabeza. Pararme un rato en una esquina, esperar el momento preciso, caminar mucho por las calles, hundir un botón, ir a un lugar, volverlo a recordar. Me di cuenta donde estaba parada, proteste, también me quede callada. Me fui contra el mundo, a veces victoriosa, a veces vencida. Me encerré, no quise ver, para ver, y también dejé los ojos bien abiertos, tengo al arte como estilo de vida. Decidí ver y pensar, luego hablar y contar. Tengo lo audiovisual como herramienta. Creo que mi mundo es posible en mis maneras, que son tan iguales como las otras. No creo que hayan buenos y malos, porque esos juicios de valor dependen de donde este la mirada, por eso miro hacia todos los lados. Creo que en la realidad esta la belleza y el horror y que en ambos están las herramientas para hacer la fantasía. Y que es en la fantasía, donde están las herramientas para hacer de la belleza algo terrible y del horror algo bello. Por eso, decido contar el mundo, porque nadie va a reemplazar mi voz, porque hoy es posible decir todo y que no sea el silencio lo que sea usado en mi contra.

miércoles, 22 de octubre de 2008

Es que...


Hoy caminé mucho. O por lo menos terminé cansada. Pronosticamos como max enriquez una fuerte lluvia porque el calor era insoportable, y lo digo yo que amo el sol. Y no llovió.

Despues de recorrer la ciudad de un lado a otro, en varios medios de transporte, incluidos mis pies, reviso el correo y le escribo a mi hermana.

Recordé que antes de tener un blog, escribirle era como tener un diario, era como mi blog.

Ahora, creo que una de sus formas de saber de mi y perder el tiempo en internet, como dice ella, es mirar lo que escribo en multitasking.

"Hoy martes, parece que hubieran pasado miles de dias, me siento como si el lunes hubiera sido hace una semana y solo fue ayer. Estoy con las piernas palpitando hoy caminé mucho o por lo menos eso pareció.... al banco en la mañana, en Belen, luego a la oficina, correr con unos dvds para un cliente urgentes, luego grabacion bajo un intenso sol de lluvia (aunque no llovio, pero ya vi que mañana va a caer tempestad) luego de vuelta a la oficina, y para la Nacional a explicarle y recordarle a la "mona" unas cosas del mac y el Final cut, y como a las 5 camine hasta el metro, me fui para la oficina de Natalia Parra disque para irnos temprano para aleman, pero llegamos tarde a clase. La clase divertida, ya se que caballo se dice pferd, y que campesino landleute o algo asi. Nos reimos, hablamos de los sueño y el futuro y descubri que me ando volviendo muy hippie o que siempre lo he sido, que lo unico que quiero es tener una vida tranquila, sencilla y feliz. Y que poco a poco uno la va teniendo. La verdad camine mucho y las piernas me duelen demasiado."

Seguro este post ni lo leerá, porque ya estaba en su correo. Por eso la foto. Para recordarle su ciudad.

El futuro solo para aprender que querer en el futuro se dice Ich werde....

Buenas noches.

martes, 21 de octubre de 2008

La vida como dicen algunos, es un guión.

Lo dice isabel coixet, directora de las pelis la vida sin mi, o la vida secreta de las palabras, o tambien mas cercanamente El reticente que se que pronto escribirá algo al respecto, pero en fin, si cada segundo merece ser contado, cada segundo es el punto de giro, cada segundo es cada palabra que escribimos para la peli de nuestra vida. Porque despues de que los medios se inventaron, hubo cine masificado, televisión masificada, y hasta esto, la web 2.0, la vida se parece a los medios, y los medios estan cada vez mas cercanos a la vida.

Y asi, va uno a cada momento, en esta vida juvenil donde solo hay presente, tomando las desiciones que lo llevan a uno por la vida que uno como obrero de obra, (redunda) va pegando ladrillitos, va poniendo frames, o poniendo letras a ese poema, que al final es esta vida, llena de sorpresas e inundaciones reales y ficticias, pero inundaciones siempre.

Hace poco me preguntaron que cuales eran mis habitos para mantener un estilo de vida sano. Mi respuesta fue: pensar. No se porque andan ofreciendo productos sinteticos para lograr una figura de muñeca creyendo que eso es sano, si uno anda pensando en cuantos gramos estas disminuyendo, la verdad no piensas en nada importante, ni se nutre el cerebro, que al final es lo que mas saludable debe estar. Que hacer sodukos solamente, o leer el facebook de tus amigos no sea el mayor ejercicio mental que se hace, porque la verdad lo importante es tener conciencia. De uno, de la vida.

Aunque creo que este post a nadie le interesará, porque seguro quien lo lea, no le importaran los gramos que aumenta su cintura si se come un chocolate de mas. La verdad yo voy por el placer de los sentidos, que al final enriquecen el pensamiento.

Quiero decir que estoy leyendo "cronicas marcianas" y que me parece fantastico. Quiero decir que quiero escribir sobre el guion que se va escribiendo, el de mi vida, el que me voy craneando, quiero escribir sobre lo absurdo que son cada segundo de los dias cuando se es conciente de ellos, quiero decir que quiero vivir los 2 milisegundos de los que se arma el presente, a cada presente. Quiero escribir que tengo tarea de aleman y que no la he hecho. Quiero escribir, pero de tantas cosas que al final es nada.

Y tratando de encontrar una manera triunfal para terminar este post para que sea merecedor de las lecturas, me doy cuenta que la cervix me duele y que los ojos se cierran. Alguien me dice que es mejor soñar despiertos. Yo digo que es fantastico soñar dormido (tambien) porque siempre sera uno el director de las circunstancias. Y al final se, que esto es solo el ejercicio vil de tocar las teclas del teclado.

Buenas noches.

sábado, 18 de octubre de 2008

Tráfico


Antes, cuando manejaba todos los días, recorría la ciudad en medio del cajon con cuatro ruedas, comprobé que no importa a donde fueras en Medellin lo maximo que tardabas era 20 minutos en llegar. Siempre y cuando no hubiera ni un accidente ni nada por el estilo. Hoy, mientras hay un metro, un metroplus sin buses, cientos de buses, miles de taxis, miles de autos particulares, millones de peatones, la ciudad en cuestión de movilidad es imposible. Hace un año, opte por usar el servicio público de trasnporte, reduje mi movilidad en un menor cerco, compré una bicicleta (que podría llevarme mas lejos, si tuviera mejor estado fisico). Ahora solo manejo cuando es necesario, lo evito al maximo. Mientras manejar un carro en una epoca me indicaba independecia, hoy significa tedio absoluto.

El jueves, una hora. Estuve tanto tiempo detenida que tiempo tuve para tomar fotos. En medio de una tarde amarilla, unas tantas goteras sobre el parabrisas y las ventanas. El tacometro en ceros. Detenida absolutamente.


Y hoy vi, que planean ampliar la autopista, o mas bien, la regional a lo largo del rio. (incluso quitar el paseo navideño, o por lo menos trasnformarlo, incluso quitarle el unico lugar donde la gente de la calle puede estar tranquila) No se para donde planean ampliar. Disque la idea es permitir a los miles de carros que puedan circular por esta ciudad. Lo que no entienden es que esta ciudad deberia permitir recorrerse en otros medios de transporte. Incluso a pie. Pero preferimos llenarnos de smog y ruido.


miércoles, 8 de octubre de 2008

Dias Marcianos

tengo 6 blogs. Sabían que eran varios pero no sabía cuantos. Hoy mi perro (es perra y se llama canela, soy su madre adoptiva) me acompaño desde la puerta hasta mi habitación, como si supiera la tormenta, la nube que hubo encima, como si supiera que en es mundo llueve y en el mio, no escampa en esta semana. Hoy hubo un atardecer marciano. Un amanecer de muerte: dormí toda la noche haciendo fuerza, el cuerpo me dolía. Y el día no pudo ser mejor. Asunto tras asunto, y la loca de la casa, mi cabeza se safó un poco. Asi que como van las cosas, lo unico que necesito es confiar otra vez (como iba de bien) creer que soy capaz, y que este no es sino uno de tantos inconvenientes. Que ya veré, ya aprendere. Que no estoy sola, no lo estamos (y no porque Dios, como dice mi mamá, me acompañe) sino porque la verdad no estoy sola. He dado con un par de personas que como yo tenemos el hobbie como trabajo y el trabajo como hobbie. Que solo a veces nos asustamos y sale el silencio, pero eso no significa que no haya nadie. Que no estoy sola. Quiero creer que mañana será un mejor día, aunque este no la ha sido tanto. Mi amorcito me sonrie todavia. Y Canela no deja de perseguirme a pesar de mis ausencias.

Si. No estoy sola. Alguien me pide que me calme, que crea. Le digo a alguien que crea, y yo me sigo, si, tengo que creer.

Ahh y si, hace dias no sentía a cada segundo que soy absolutamente responsable de todo, y al mismo tiempo ese todo es quedar mal.

Dentro de un par de días (se) confío, en que miraré para atrás y me dare cuenta que solo fue escandalo mio.

Pero mientras tanto escribo este post.

Si quieren ver el dia marciano que hizo hoy en medellin den clik aqui http://cosasquetengoadentro.blogspot.com/2008/10/una-tarde-de-luz-marciana.html
(o bueno peguen esta direccion en el buscador)

viernes, 3 de octubre de 2008

Yomegrabo y me grabé

Me dijo: Hay una vaina que se llama megrabo.com, la verdad era, yograbo.com y resultó ser esto.



La verdad es un poco raro, esto de que tu web cam se active sola, y uno siempre quedará con la duda de que sigue activada y que desde algún lugar sospechoso aun te observan.

De niña odié como me veía frente a una cámara. Luego eso, las cámaras se han vuelto mi oficio, y ya no me da tanto miedo, ni tanta pena.

Yograbo es lo que uno podría decir, un videoblog en la literalidad de su significado trasladado desde la persona que escribe un diario. Ahora es uno, o otro, el que habla a una cámara su diario.

La idea era hacerlo para http://cosasquetengoadentro.blogspot.com/...

Y lo ensayamos. Luego lo volví a ensayar, y luego ya hice un post aquí.

Quería escribir lo que leí, y creí que esta puede ser una buena solución, por lo menos un buen ensayo.

No se todavía que pensar, me parece charro, raro, pero se ve bien, la tecnología la tienen que mejorar, y apenas hay como 270 usuarios. Vamos a ver que tal....

Que pensais?

lunes, 29 de septiembre de 2008

Mi primer partido de fútbol en el estadio



Todo comenzó hace unos años. A mi el futbol me parecía un encantador de hombres, una fiesta que nunca iba a disfrutar. Luego fui entendiendo que si vas a estar con hombres mas valía saber un poquito de fútbol, o sino, podría quedar callada una noche entera y aburrida como un champiñón, si vas a hablar con taxistas, tenía que saber que equipo iba punteando el campeonato y en fin, así me fui pasando mientras crecía, tenía un novio con el que yo era la que mas sabía de fútbol y así nunca tuve que preocuparme. Mi papá nunca vió un partido entero, mis hermanos se han preocupado por otras cosas y mi mamá era la que gritaba en los partidos viéndolos en la tv en mi casa. Ya sabrán porque nunca vi fútbol. Me acuerdo de cuando Nacional ganó la Libertadores. 6 añitos no más. Me acuerdo del gol en un mundial (¿Italia 90?) del pibe (¿así fue?) antes de que se acabara el partido. Me acuerdo del 5-0 de Argentina. Celebré la copa América en el Parque lleras (oh, oh, tiempos aquellos que menos mal no volverán) y el 19 de diciembre de 2007 celebré el bicampeonato de Nacional en la 70, con maizena y todo, y una botella de tequila… ya sabrán como acabo todo…. Por supuesto, hincha del verde, porque uno tiene que ser hincha del que gana. (ja) (Así a veces pierda)

Y nunca había ido al estadio.

Yo no sabía siquiera que es un volante, ni las posiciones, ni porque hay una falta, yo la verdad de fútbol no se nada, y cada vez que veo un partido, creo que van perdiendo porque yo lo estoy viendo (la verdad creo que no hay buena energía), pero creo que si de niña me hubieran puesto a jugar futbol, yo hubiera jugado y sería una hincha y jugadora, creo que eso es lo que hay detrás de todo esto, pero como no, apenas voy aprendiendo, me van explicando, hasta hice un ganagol y ahí voy viendo de medios tiempos, y finalmente fui a un partido.



Todo ocurrió una mañana soleada de domingo, 28 de septiembre. Ayer, día del hincha, Nacional-Pereira., claro era el día perfecto, partido ¿asegurado?.



1 de la tarde y llegamos al estadio. Juan David era mi compañía, dos primos y su hermano. Banderas verdes, camisetas verdes y yo que parecía fuera de lugar, vestida como para otra ocasión, pero lo que importaba eran las ganas de ver al verdeeeee.


Y así empezó el partido, tribuna norte, una tarde preciosa, mucho sol, un par de cervezas antes, ver cantar a los del sur, banderas, pogo, marihuana, energía del hincha, de la fiesta del futbol, que ocurre cada tres días, pelaos tatuados, que gritan que se embeben en esa fiesta, que lo llenan a uno de energía, de brincar, de saberse todas las canciones, ahh! Pero no me se ninguna.. lástima. Así que solo brinco, foto aquí, foto allá, Juan David, brinca, poguea y yo solo me acerco, brinco, dejo de brincar.




Comimos sanduches, gaseosa, papita criolla y mucha salsa. Volvemos a los del sur y sus banderas… una energía que va iniciando como un murmullo, y luego todos gritan como si saliera de su alma, como si de eso dependiera su vida..


De vuelta a la tribuna norte. Nos hace falta un radio. Salen los del Pereira a calentar y todo el mundo les chifla. No se ve un hincha del Pereira. Sale Rene Higuita, y todo el mundo aplaude. Luego las bandas, las banderas, que caen cuando sale nacional al campo. Banderas gigantes que tapan las tribunas enteras, y debajo los gritos y cantos de estos hinchas furibundos por su equipo.

Y el pitido, y inicia un partido que no fue nada emocionante. Lo emocionante estaba en la tribuna del frente, una hinchada que no dejó de cantar ni siquiera cuando fue el himno antioqueño ni en el minuto de silencio por no se quien. A los 15 minutos entraron los gatos (hinchas) del Pereira, protegidos por antimotines. Luego un gol del Pereira y ahí todo pareció desvanecerse. Los del sur, seguían cantando y yo queriendo saberme las canciones, me daba hasta envidia. La marihuana en todo su furor alrededor de nosotros y unos muchachitos detrás de nosotros que hablaban de otra cosa y muy duro y eran una total molestia, y Nacional, nada que agarraba el balón, y el Pereira hasta jugaba mejor… (por un momento) Igual Nacional no hacía nada.

Y así se pasó el primer tiempo y el segundo tiempo. En la fiesta del hincha, Nacional perdió, no le dio la fiesta a sus fieles seguidores, que lo ven cada tres días, donde sea, que lo aman, que sueñan con ellos, que respiran y viven por el verde. Esos jugadores no sudaron la camiseta y olvidaron el show del futbol. Por su parte el Pereira hizo lo que puede hacer un equipo como el, al frente de un “monstruo” como el Nacional. Un gol. Higuita que parece una princesa de seda, hizo su espectáculo, pero cada vez que tocaba el balón se lesionaba, y los del Nacional seguían sin mover el balón, sin hacer alarde un tener el balón en los pies y jugar lo que saben: al futbol. Y si ven, ya estoy hablando como una experta, pero si, la energía del futbol, esa fiebre se pega cuando tu equipo esta a punto, va corriendo hacia el arco, y se esta acabando el tiempo y todos sufren mas, y yo sufría, y todos putiaban y yo putiaba. Y bueno, se acabaron los 90 minutos y Nacional ni un solo gol, Pereira uno, y los hinchas (hasta yo) decepcionados.


Y como la fiesta tiene que terminar de alguna manera, como no hubo pólvora ni fiesta por el campeón, (porque no ganó) estaban todos los del sur al frente de la puerta del vestuario de Nacional, agitando sus ventanas pidiendo la cabeza de ese técnico y esos jugadores que no sufren el futbol.

Piedra, gases, y un poco de pánico y adrenalina, salimos pal metro, y ahí se quedó la hinchada con la fiebre encima, con la energía al tope y con las ganas de una fiesta que seguro se la merecen.

Que es el fútbol? Una fiesta donde hay que dejarla toda. Donde se olvida quien sos, solo sos del verde (de tu equipo), no mas.

Y yo? Pues hay que volver pero a la tribuna sur, con cuidadito de una pelea, de mucho pogo, ahí a un ladito pa aguantar la fiesta y la energía, seguro dándole la espalda al partido, porque lo mas precioso de la fiesta, la tiene la hinchada.

Buena esa sur.

viernes, 26 de septiembre de 2008

¿Qué tienen que ver el alemán y la salsa?

Primero el nombre, luego la fecha, luego el nombre del profesor, que no lo pongo porque no se como se escribe el apellido. Titulo de la escena: examen de aleman. De musica ambiente: Salsa. 

Parece una pesadilla pero es cierto. Salsa haciendo el examen de aleman, y yo decia, ve, esto solo me puede pasar a mi, ¡aguzate! decía. Y yo poniendo adjektive endungen (cierto que no parece nada divertido?) Y lo digo, y me preguntan, no es divertido? y yo, claro que no. El adjektive endung no es divertido en lo mas minimo. El alemán a pesar de ser una terquedad, es divertido. Es sus palabras inpronunciables son hasta divertidas, su fuerza es divertida, y la DWTV es hasta divertida, por lo menos no dan novelas ni programas de concursos. Alemania es divertida, si supieran.... si yo supiera... jajjja.

Y luego mambo, y luego te hablo desde la prision y yo decia, no puede ser. Y yo, escrbiendo sobre la ropa y las estaciones, y yo seguia pensando, ni que me gustara bailar y me acorde que un dia que estuve en un pueblo en alemania, hace mas de un año, me encontre un festival de salsa, yo en la PM y me encuentro un concierto de salsa de un grupo colombiano. Y esas son las casualidades, y luego me acorde del Salsa World Championship que vi el otro dia en ESPN donde el primer, segundo, y tercer puesto era de grupos colombianos y caleños, y dije que acaparadores, y luego dije ahh es que todos son caleños, morenos de pelos de colores (porque ademas se pintan el pelo del color del vestuario)  que se mueven como robots y digo si bailar es sensual y really hot, eso es como maquinitas, por lo menos es divertido verlos, pero no es ni cerca de hot. Ahhh y que los patrocina Tigo, imaginense. Luego me acorde de una mala pelicula de richargere y acabé con el pensamiento porque no vale la pena acordarse de pelis malas, porque a veces las buenas no las recuerdo, y luego, cuando habia terminado el examen se acabo la musica. Para que si ya habia hecho mi 8avo examen de aleman que me llevara (ojalá) al 5° nivel .  

Mi hermano se hizo al twitter. Y una amiga descubrio conmigo Lastfm. Que bien. Me gusta que la gente a mi alrededor nos conozca, a estos locos adictos a la web y todos sus juguetes, claro que a mi me falta diciplina para esas adicciones. Entre otras. Y no mas, 

Se acabó el informe por hoy. 10:35, cierro todo y seguro sigo con el libro que me leo, Cronicas marcianas, que lo llevo en la mochila desde hace cerca de un mes, y no he podido pasar del primer capitulo y no porque no sea bueno... a ver si le paro las bolas que se merece. 

Guten Nachten.... (creo que se dice asi)

Ahh y disculpen la falta de las tildes. Hoy quiero ser rebelde.!¡


miércoles, 24 de septiembre de 2008

Este post

Para escribir este post me saco el celular y la billetera del bolsillo, necesito comodidad, extraño las noches que escasas, con un portátil en mi cama para escribir en este blog, en mi blog. Ayer quería escribir, parecía una voz en off interna. Pero anoche no me quedaron ganas sino de dormir, lástima, hubiera sido un buen post. Por lo pronto acaba de pasar una aguacero aquí, en Medellín, la del clima extraño, aunque no se porque se que el clima siempre es extraño, lo ideal sería que no hubiera ningún clima, ni aquí ni en ninguna parte. El mundo debería estar lejos de los humores y los climas. Mientras llovía la pieza a oscuras como si fuera el fin del mundo y cerros de papeles listos para caer en la papelera. Sabía que tenía que escribir un par de correos. Antes había ido a hacer las vueltas típicas de bancos, puse mi Ipod, la última lista de reproducción que hice, que tiene la música que últimamente o me da toda la energía, o me pone más triste, pero que es la que puedo cantar, y así iba caminando, y cantando porque se que aunque uno parece autista, loco y que es una tentación para los ladrones, es lo mas divertido ir por la ciudad sin estar de veras en ella. Sin embargo un rayo cayó a mi lado y me recordó junto al viento que me despeinaba que mi ordenador estaba prendido y que un rayo podía quemarlo en un instante. Tomé un taxi y mientras este aguacero se largaba iba por mi mac.

Ahora espero, y un día de lluvias como este, cuando me asomo por el balcón ya hay cielo azul a un extremo y un pajarito rojo esta parado sobre los cables, parece un día primaveral, pero no, no, una tensa calma no mas después de la tormenta. Luego un par de llamadas, si es que tengo que estudiar para el examen final de alemán 4. Ayer me iba durmiendo en clase, mientras ya en español evaluábamos el curso, y el profe, un alemán – paisa, que me mira feo cada vez que hablo en español, finalmente se dignó en decirme algo en español. Pues claro, estudio alemán, el español ya lo se. En fin, ayer lo único que me falto por hacer fue…. Mmm… hubiera sido perfecto el día. Caminé, monté en metro, en carro, en taxi, en bici, en bus. No me falto sino el avión. Lo malo de trasnochar no es hacerlo, sino que llega una hora del día en la que todo empieza a ir lento, lento, y porque no, dos tintos, y uno queda listo, pero con la taquicardia, para decir, maldita sea, no puedo tomar tinto…. Uno vuelve a revisar el correo, y no hay nadie para chatiar y acompañar la tarde, luego el Twitter, que aunque al principio lo odié, ya parece hacer parte de todos los días y hasta lo extraño, vuelvo y lo miro y nadie twitea, o bueno si, El Tiempo, diciendo las noticias del día. No me quiero imaginar cuando el Twitter lo usen las mamas en las cocinas. Sera el fin del mundo….!

Bueno y no mas, que mas se dice en estos días de lluvias y un poco de trabajo?
Y ya voy a estudiar alemán, a ver si supero el 2,9 del examen pasado….!

ahhh, y que quiero días tranquilos, y que sigo pensando en la vida sencilla, solo a ratos, solo a ratos.

martes, 9 de septiembre de 2008

Agencias de sueños


"Si, mira es que tengo una semana de vacaciones y quiero ir a descansar" o "Mira es que llevo ahorrando 5 años" o "mira es que no veo a mi hijo hace tanto tiempo y voy a visitarlo"

Las agencias de viajes: lugares que reciben las ilusiones y fantasías de las personas normales que soñamos conocer el mundo. Que soñamos un descanso merecido, o que solo nos damos un gustico.

"Si, pero es que la tarifa cambió, el tiquete cuesta 500.000 pesos más" y uno piensa. "Mierda, ya no puedo" "Mierda, se dañaron las vacaciones" "Mierda, no importa, a tirar la casa por la ventana"

Llevar el dinero, el del marranito, el del CDT, el de la prima. Esperar, querer que la tarifa no haya cambiado, que todavía haya cupo, que los hoteles no estén llenos, que los hijos puedan, que finalmente la esposa y uno, o el esposo y uno, tengan vacaciones al mismo tiempo.

"Para la visa, necesitas hasta registro de bautizmo, certificado de que se baña todos los días y para no dar papaya y en la embajada no piensen que eres un delincuente una firmaton que afirme que no eres un ladrón"

Llevar todos los papeles inventados y reales que confirmen que solo vas de paseo, a Canadá, a Orlando a conocer a Mickey Mouse, a Venecia, a Rusia. Que crean que tenés que volver a este país, que mal que bien te ha tenido toda la vida, y que mas da, si aquí esta la familia, los sueños, el trabajo, la novia, el novio, el perro. Pero la verdad eso no lo sabrá nunca la embajada, porque asi la agencia te tramite, o uno vaya a la embajada serás tratado como un imbécil que adora sus países, y que ellos a toda costa tienen que frenar tu entrada a allá.

"Felicitaciones señor Martinez, nos dieron la visa" Dice la señorita. Ya que, si te han dado la visa, el señor Martinez, o uno, va a comprar el tiquete en su agencia, y, seguro el tiquete está más caro, por el cambio, por el sobre costo de la gasolina, por los impuestos.

Bueno uno puede viajar a los países sin visa, que son pocos la verdad. En Panamá tenes que llevar la vacuna de la fiebre amarilla y pagar 5 dólares por una tasa de turismo(que absurdo). Lo mismo en Brasil, que pilas llevas o traes de vuelta la peste, y bueno para Argentina, no se que pedirán, algún día, cuando uno quiera ir, van a pedir algo.

Agencias de ilusiones, lo manipulan a uno, le hacen decir mentiras, uno hace unos esfuerzos de mas, uno pide favores, para que le den cartas a uno, que digan cosas reales y otras no reales. Agencias de esperanzas que se rompen.

El Internet reemplazará a las agencias de sueños, para volverse, sin señoritas llenas de sonrisas, en sistemas que son frios, en los lugares en los que depositamos el dinero: una transacción virtual para un tiquete electrónico. Un check in virtual, donde ya no podremos decirle, "Señorita como me puede ayudar?" "Señorita en la ventana por favor que quiero ver las nubes y la playa al llegar".. No.

Me voy para Barcelona, voy a visitar a mi hermana que aunque la veo casi cada año y ya estuve con ella allá el año pasado, vamos a pasar 24 y 31 de diciembre juntas. Mi ilusión? Estar con ella, disfrutar de dos de las ciudades que me gustan, Bcn y Berlin. Salir, pasiar, dar paseos con el invierno, y porque no, también en la nieve, que digamos no la conozco.

Espero la visa. Espero que cambiar la fecha del tiquete pa que quedarme un par de dias mas no cueste mucho. Espero, porque la agencia no puede hacer mas que darme sonrisas, y decirme, no demos papaya. Y de nuevo otra sonrisa

Bon Voyage!!!!!

domingo, 7 de septiembre de 2008

Relato de otro intento perdido

Hace cuatro años la Alcaldía realiza la convocatoria de Becas de Creación. Yo nunca había participado. La verdad hoy estuve recordando que yo he intentado ya varias veces, varias convocatorias y nunca paso a nada. No sé si es que soy muy mala (que, claro, a mi no me parece) o definitivamente no cumplo los perfiles que los jurados quieren, o no estoy en la rosca, o mi hoja de vida no es buena, en fin, tantas razones, que me canso de pensarlas y me digo a mi misma que la próxima vez será, que necesito creermela mas, que mas constancia, que cual será el secreto.

Esta vez, preparé el material de la convocatoria una semana antes. La propuesta, Ciudad un año (Hombe! que como pasa el tiempo, que se va y uno ni se da cuenta!), una investigación larga, aunque no constante, pero que me gusta. Una observación de esta ciudad que va cambiando todo el tiempo.

La convocatoria la había visto desde que salió pero como necesitaba tantos requisitos, acepto que la pereza me venció, pero una semana antes, una amiga, Ana Cristina Monroy, me convenció, sabiendo que para mi era fácil, pues no era sino recopilar el material. Además hacer un presupuesto y un reel. La tarea no era tan facil, pero podía lograrlo. Me armé de valor, ye energías, y en cuatro días hice de todo para lograrlo, entregar antes de la hora señalada con la tranquilidad de la tarea cumplida. Mi categoría, Documental Jóvenes, me llenaba de esperanzas, pues ser "joven" te puede permitir cosas que ser adulto, no lo permite, ademas que mis competidores estarían en mi nivel.

Así pues, esperé un mes. 19 de agosto era el día señalado. Nos convocaron en el parque Biblioteca San Javier, hora, 6:30 PM.

A la hora señalada fui acompañada, porque el corazón iba a mil y me decía, a mi misma, puede que gane, puede que no, el asunto así y allá me encontré otros dos compañeros de la universidad, participando en la misma categoría de Pintura, dibujo y Grabado (que por supuesto terminaba siendo tres categorías en una sola, y por tanto un poco injusto) Ellos, Julián y Eduardo, también, como yo, esperaban.



La cara hirviendo, y el auditorio también, y Jorge Melguizo inicia su cháchara. Esta alcaldía de Bluejeans, y comunicadores es siempre mas informal de lo que uno imagina, menos mal, porque estos artistas paisas no pasan por ninguna formalidad. Chiste va, chiste viene y allí en la primera fila, los jurados, de Bogotá, de Cali, de Medellín.



Un comentario apoyando a Alfredo Molano, apoyando la libertad de opinión y respaldando su posición recibió un gran aplauso, y así fuimos iniciando...

Haber visto a Luis Ospina, la verdad, no me tranquilizó. Que difícil, siempre lo mismo, no fue una buena señal.

Y sin más chistes, ni cháchara...



... la categoría en la que yo participé, fue declarada desierta, según los jurados, entre ellos, claro, Luis Ospina, porque no cumplían el nivel deseado. Solo nos presentamos dos personas, y así el premio quedaba libre para reasignarlo a otra categoría.


Se me bajó el alma al piso por un segundo, me dije lo mismo de siempre: ¡Si ves! ¡para que participar en esto si uno nunca gana nada! Si ves, para que exponerse a esto, a que los mismos de siempre, que solo les gusta lo que ellos hacen, los de la vieja guardia, siempre los mismo... DEjé de sudar, ya estaba menos roja, tenía mas piedra, la misma desilusión, pero la seguridad de que algo que por supuesto yo no controlo, pasó y que al final, la vida no me la iba a dar tan fácil: Tenía que terminar ese proyecto por mi misma.

Mis Compas tampoco ganaron, y mi amiga, Ana Cristina Monroy, que participaba en la Categoría Documental, quien me convenció de participar, tampoco. Le envié un mensaje de texto, con la mala noticia, y apenas supimos nos fuimos todos, ni esperamos a que terminara.



Y que dice uno siempre? Que hay roscas, que a veces no valen seudónimos que todo el mundo conoce, incluso el jurado que termina siendo amigo del ganador, ¡ohhh! cosa curiosa. Igual tengo que aceptar que hubo algunos premios de los que vi, que los que ganaron y que por supuesto no conocía, parecían ser legítimos, y uno se alegra que los jóvenes como uno ganen premios, como uno quisiera ganarse.




Pero para que aplicar a estas becas de creación? pues por un dinero que te haría la vida mas facil, mas que la vida, el proyecto que uno quiere hacer, un reconocimiento institucional al trabajo de uno, (en mi caso, documentalista, porque decido con los días que pasan dejar el circulo artístico, ese maluco, de lado) y finalmente tener una obligación a hacer algo que a lo mejor, como yo, tengo pendiente.

Mi propuesta vale la pena decir, es un documental un poco radical, un poco artistudo, casi absurdo que por eso a lo mejor no se ha terminado, de pronto por eso no cumplió con el nivel, porque la verdad está en otro nivel. Algún día, ojalá pronto, lo voy a terminar. Y seguro tendré la razón, porque no.



Pero como dice alguien que conozco, hágalo pues!

Así, luego me di cuenta que la beca que yo deje desierta, se reasignó al proyecto de mi amiga, Ana Cristina, cosa que al final, es como si no hubiera perdido yo del todo, y por lo menos alguien a quien conozco y aprecio, ganó con justicia.

Otro concurso más. La próxima vez más bien no voy a esos eventos de anuncios incompatibles con el ego de uno. Más bien espero las buenas y malas noticias por un correo, o por un amigo que se alegra o se entristece primero por uno.

Lo único que tengo para decir, es que hay algunos consejos a la Alcaldía para las próximas convocatorias, que hay aciertos, como los jurados no paisas, pero otros deslices, como la no claridad en los pliegos de la convocatoria, en algunos criterios de selección y evaluación de las propuestas, en que no es justo que cuando se avisan los ganadores, todavía haya jurados deliberando, que no es justo, que novias de jurados ganen (a no ser de que sea la única propuesta, que cosa que no creo). Que los criterios de Jóvenes y Categorías generales y mujeres, deben ser diferentes, que deberían publicar los puntajes de todos los que participamos y saber porque uno no pasa, y en fin, otros tantos que se me escapan.

Decidí hace tiempos no andar detrás de ningún curador, ni ir a esas fiestas inauguracionales a no ser de que fuera necesario en el ámbito del arte. A pesar de 4 expos, y una que estoy preparando. Porque al final, son los mismos que aprueban lo que uno hace, los mismos que llevan haciéndolo desde hace 40 años. Que van a entender lo que se hace hoy. Así pues, saliéndome de ese círculo en el que nunca he cabido, pienso que en lo que hago, también hay circulillos que no se si yo entre de nuevo a eso. Al final el asunto soy yo, no me gusta andar detrás del trasero de nadie, ni sonreir de mas, solo para ser aprobada... Prefiero sacar las cosas independientes, eso sí, no sola, porque una golondrina no hace verano, y de vez en cuando, echar un lance a lo oficial, sabiendo que allá probablemente yo no pegue. Pero que quien sabe, alguien de lo oficial le haga un guiño a las búsquedas independientes.

jueves, 4 de septiembre de 2008

Del acordarse y olvidarse

Es hora de volver a la tierra, es hora de sentirse vivo, es hora de volver a mi.
En este asunto de esta vida política tan complicada como la que se vive en este país, en donde el presidente llora a un narco, o le piden arresto domiciliario en la propia casa presidencial, o peor aun, donde extraditan a los paracos que llevan matando medio país por mas de treinta años, pues, me empecé a leer un libro, de Alfredo Molano, el mismo que lo demandaron por sus opiniones de los notables Araujos de Cartagena y Valledupar, opiniones que tal como los rumores que son mas efectivos que las ordenes judiciales tendrán algo de verdad y son además las tapas de muchas ollas podridas.

“Desterrados: crónicas del desarraigo” es sobre todo de las propias palabras de los colombianos, las historias de las injusticias, de esas mismas que el estado ha mantenido impunes, de las mismas en las que el estado ha sido participe por acción u omisión. Pero sobre todo, de personas que no han podido estarse en el lugar al que pertenecen, personas que no entierran a sus muertos, y que esos duelos, están atravesados por mas dolor y violencia que cualquier otro. Son historias mas allá del proceso de justicia y paz, mas allá del perdón y olvido.

Porque como se pueden olvidar estas historias, como se puede olvidar la sangre y las lágrimas de tantos colombianos.

Pero es que en este país las vidas se construyen sobre el olvido. O de pronto, el mundo que el hombre ha construido para si mismo es tan absurdo que solo se puede olvidarlo todo el tiempo. Llenamos nuestras vidas de olvido, lleno mi cabeza de olvidos, para evitarme todo el dolor, para empezar de cero, para hacer borrón y cuenta nueva.

Y el problema, no importa el lugar en el que este radicado, siempre será el mismo. La memoria, la propia, la histórica, la de la violencia nunca es exacta. Hay además varias versiones, porque la memoria esta llena de emociones, y en esa medida, no puede ser una ciencia exacta. Pero existen y esos hechos y momentos existieron porque hay gente que habla de ellos, porque hay gente que los llora, o se alegra al recordarlos. Uno hace ese ejercicio con su propia vida todo el tiempo.

Ahora estoy olvidando mas que antes, o por lo menos me doy cuenta mas de todo lo que he olvidado. Pero también recuerdo muchas cosas, supongo que eso debe ser una balanza.

Nos han enseñado a ignorar los hechos, a no pararle bolas a las cosas, y así crecemos, nos repetimos, nos olvidamos de lo que hemos aprendido, de lo que hemos ganado y lo que hemos perdido en estas batallas. Pasan los días y con sus afanes olvidamos todas las cosas que hacemos y las que dejamos de hacer, pero sobre todo olvidamos las razones por las cuales las hicimos o no, y eso podría ser mas importante.

En esta vida de recuerdos me acuerdo que yo era una, ahora me veo, siendo la misma, me invade el miedo a estarme repitiendo y me calmo la voz diciendome que repetirse no es lo malo, lo malo es no acordarse. Me da susto que la vida sencilla que quiero solo sea miedo a crecer de una vez por todas.

sábado, 30 de agosto de 2008

Pensando

Me encontre esto, que hace dias escribí...

"Llevo diez minutos acostada casi sin pestañear mirando a un punto fijo. Me sentí por un momento otra vez adolescente. Estar horas y horas pensando en la nada, en todo, por allá lejos. A veces me pasa que estoy así, y cuando me doy cuenta, ya no me acuerdo en que estaba. Me pasa, ahora menos. De niña no sabía siquiera si había estado hablando en voz alta... era puro pensar, pura cabeza diciendo cosas y uno en silencio. Que a veces es tan fuerte (el pensamiento) que el silencio parece romperse. Hoy, en estos dias tuve la sensación de volar, como si yo fuera el pájaro, con las alas extendidas sosteniendo el vuelo. Luego recordé gritar en la noche, despertar inquieta, tener una pesadilla que nunca tuve. Estoy en otra realidad.."

Esta semana, tuve la sensación de una vida sencilla. Si, la imagen fue en un taxi, 4 de la tarde seguro, no se, en alguna parte de esta ciudad loca. Y miré por la ventana y en camara lenta, mcuhas personas saliendo de una reunion hablando por celular, fue una mujer, cualquiera, y dije, quiero una vida sencilla, yo la necesito, la necesitamos en este mundo. Una sensacion de que nada de lo quee hace nuestra vida tan moderna se compara con la posibilidad de una vida sencilla. Aun no se eso que significa, de pronto signifique volar...

Me pasa tambien con mucha frecuencia que me levanto por algo que necesito y cuando voy al lugar ya se me ha olvidado. Tengo que devolverme, ya a veces lo recuerdo, otras, no. Me puede pasar varias veces con la misma cosa, me voy, simplemente estoy en blanco.

Yo soy una mujer asi grandecita, de buenos tamaños, asi de facil, que mido menos que mi hermana pero como ella siempre ha sido flaquita, nadie cree que yo soy mas pequeña, casi 5 cms.
Siempre he sido fuerte, de movimientos fuertes, hablo duro, y me río duro. La fortaleza externa suele engañarme y engañar al mundo, adentro hay mas fragilidad, casi a punto de romperse. Debería cuidarme con mas cuidado.

Siempre he estado lejos de este mundo, a veces me doy cuenta, que veo y leo el mundo tan raro, con una logica, fuera de logica, y a veces, me da susto que sean muchas, mi mente está en blanco. Sin nada, vacía.

Eso fuera perfecto si pudiera controlarlo, pero el capricho de esta loca de la casa que es la cabeza, me pone en situaciones dificiles de vez en cuando.

Eso si, cuando lo pido a ruegos, quien dice que se calla, y deja de pensar, de pensar casi haciendo tanto ruido como mi voz.

Pero que hago, de pronto eso me hace diferente. Me decían que uno debe saberlo, que uno no es del monton, así yo a veces rogué serlo. Y me olvido, que lo soy, si, diferente, nada normal, a veces rogaría serlo...

Es solo que me voy pensando, es solo que me voy acordando y me voy olvidando.

lunes, 18 de agosto de 2008

Un mundo feliz


En busca de la felicidad estoy. Yo no sé cual sea ese estado, a veces cuando miro un poco hacia a tras solo me sale una sonrisa, porque me gusta lo que veo, me gusta lo que he hecho, como he vivido, como voy pasando por esta vida. Supongo que esos son los momentos de felicidad. Uno podría hacer millones de listas como las que hago últimamente preguntándose por esos momentos de felicidad. Llegar a conclusiones tan simples, a situaciones tan básicas que la felicidad parece absolutamente sospechosa. Lo que pasa es que uno olvida, y quiere olvidar. Uno olvida las cosas malas, para poder seguir con la vida y uno olvida también las cosas buenas, para que las que vengan puedan ser disfrutadas sin comparación.
Tres cosas en una misma semana me hacen reflexionar ante el tema: la advertencia de un amigo ante la película Wall E: “preciosa, la ultima película en cine mejor disfrutada” creyéndole, no solo a el, sino a otros, entre ellos a Pixar que nunca falla, entré a las 2 de la tarde en un teatro en el centro de Bogotá a ver Wall-e. Si, innegable, la preciosura, pero ante nada es una predicción, cada vez más cercana, siempre hecha, un futurismo, que no parece tan absurdo, el mundo se llena de basura y se vuelve invivible. (además es una película para niños… mmmm)



El hombre construye una nave-mundo llamado el axioma y abandona el planeta tierra esperando que unos robots llamados wall –e descontaminen la tierra y hasta que algún día vuelva a haber vida. Wall –e el protagonista de la peli, es un robotcito que vive en la tierra con una cucaracha, y que es lo único que quedan, porque los demás wall-e se han dañado. Wall-e está más cercano al humano, que incluso el hombre mismo, siente, sueña, y sobre todo hace su trabajo todos los días. Reciclar chatarra. El axioma por su parte está lleno de humanos en los que en medio de su vida perfecta están recorriendo su nuevo mundo con una pantalla al frente, sentados en una silla sin pararse nunca, padecen de obesidad extrema y sobreviven en ese mundo perfecto, tecnológico, donde todo esta solucionado (cualquier semejanza con la realidad no es azar!). El problema sin ser el principal, pero a donde voy yo, es que esos humanos están terriblemente aburridos en el axioma, solo que son unos pocos los que lo notan: todo solucionado y un aburrimiento terrible.

Segundo, “Un mundo feliz” Aldous Huxley. Parece que estuviera descubriendo el agua fría, y lo hago, lo descubrí. Una predicción de hace décadas ya de lo que sería el mundo perfecto, a donde iria y llegaría esta industrialización, una vaina tan absurda como el camino que este mundo está tomando. Dice: “la gente es feliz, tiene lo que desea y nunca desea lo que no puede obtener. Está a gusto, a salvo; nunca está enferma: no teme a la muerte: ignora la pasión y la vejez: no hay padres ni madres que estorben; no hay esposas ni hijos ni amores excesivamente fuertes…” En este mundo feliz, los humanos son creados industrialmente, pre acondicionados social e intelectualmente, todo está controlado, desde el principio, no hay opción, no hay libertad, no hay error, hay estabilidad y en esa medida hay felicidad. Es el mundo perfecto. …”La gente nunca está sola. La inducimos a odiar la soledad; disponemos de sus vidas de modo que resulte imposible estar solos alguna vez. “ … “La civilización no tiene ninguna necesidad de nobleza ni heroísmo. Ambas cosas son síntomas de ineficacia política…. Donde hay guerras, donde hay una dualidad de lealtades, donde hay tentaciones que resistir , objetos de amor por los cuales luchar o defender, es evidente que la nobleza y el heroísmo tienen algún sentido. Pero actualmente no hay guerras. Se toman todas las precauciones posibles para evitar que cualquiera pueda amar demasiado.”.



Tercero: Appleseed. Más futurismo. El hombre crea una raza humana llamados bioroides que no se enamoran, que no se apasionan y que permitirán en algún momento la vida en el planeta tierra, porque seguro los hombres no permitirán que esto pase en el largo plazo, porque sienten mucho, envidian mucho, y el mundo caerá de nuevo en millones de guerras y esto seria las destrucción total: un mundo gobernado por humanos que no sienten, seria más que justo.



Es ciencia ficción. No podrá ser más verdad. La industrialización nos llevó a un mundo lleno de necesidades. Cada vez más los hombres y mujeres tendemos a estar más individualizados en un mundo que esta absolutamente controlado. Lo que leemos, las decisiones que tomamos, lo que consumimos, lo que vemos a veces parecen ser, no un azar, sino una predestinación. Queremos salirnos de este sistema pero al parecer es imposible, entraría uno en otro, que sigue escondiendo las más sucias intensiones. La soledad es cada vez más difícil, estamos llenos de cosas que nos impiden enfrentarnos a nosotros mismos y enfrentar la realidad y la verdad: que estamos realmente solos, no importa cuántos canales tenga el televisor, no importa cuántos zapatos y carteras tengas, no importa con cuánta gente camines en la acera yendo para el trabajo , no importa cuánto licor, cuanta droga, cuantos amantes tenga uno, cuántos hijos. La vida al final, consiste en que uno está solo, que eso no es malo, eso permite que te tomes una semana, un día, un segundo para mirar hacia adentro, y entender, que afuera nada vale la pena, que solo queda uno, adentro. Pero eso al sistema simplemente no le funciona. Los diseñadores de moda se quedarían sin trabajo y por ende las maquilas del tercer mundo se quebrarían. No habría narcotraficantes, no porque no hubiera droga, sino porque sería legal, asi como el alcohol, el cigarrillo o la televisión. No pasa nada, hoy, uno puede vivir así, sabiendo que estas solo, pero que igual necesitas la televisión, necesitas la fiesta incontrolable del sábado, porque al final, este mundo industrializado no ha solucionado lo más importante, el hombre, lo único que ha hecho, es crear cosas fuera de él, para subsanar lo que hay adentro, y seguimos llenos de miedo, y seguimos esperando la próxima guerra, y seguimos esperando el próximos fanático loco que se hará matar por una religión, o por la lucha contra un sistema que no tiene salida. Es que simplemente el hombre no puede explicarse y nunca lo ha hecho la naturaleza de la imperfección. Es que esencialmente todos es imperfecto, toda regla tiene su excepción, es que no hay felicidad completa ni problema sin solución. Ni siquiera la maldad es perfecta… Y el progreso solo ha sido para poner un dedo sobre la silaba im- de imperfección, y pretender que todo es para la felicidad y la perfección. Como si solo pudiéramos tener un solo sentido.
Todo tiene mas de un sentido. Todas son varias direcciones, varias opciones. Y hay que sufrir, y hay que estar insatisfechos, y hay que luchar, y hay que discutirlo, y hay que poner los puntos sobre la mesa, y hay que decir que si y que no, hay que aceptar asi, lo buenos, y todo lo malos que somos, simplemente hacerlo.

Yo no intento salvar el mundo, ni solucionarlo con unas palabras, solo intento encontrar una razón para poder vivir mi mundo, soñar uno propio, levantarme todos los días, sabiendo que a pesar de todo, no es en vano, mi lucha por mi perfección, pero sobre todo entender que nada, pero nada es perfecto, ni uno, ni los amores, ni los sueños. Y no hay mas remedio que vivir con eso.