Solo pensamientos, historias por escribir para que luego no las olvide. O solo para sacarlas de la cabeza...

martes, 10 de febrero de 2009

El estudio de mi papá




Hay lugares que nos recuerdan viejos tiempos, que nos traen imágenes de personas, que nos llevan olores de esos días. En el estudio de mi papá, el pasó muchas horas, y yo, también. Pronto cambiará: finalmente moveremos sus objetos, sus libros y sus discos. El lugar no será el mismo. Hoy me gusta subir hasta allá, y volver a abrir cajones, volver a ver libros y sentarme un rato en silencio y recordar.

El hace 5 años se murió de un infarto sin aviso, sin podernos despedir. No se sabe cuanto sufrió, y al final no importa. Su ultima noche la pasó allí, probablemente repasando sus miedos, pensando como iba a hacer cada dia, cada día despues con nosotros y con el mundo. Sólo que para el no hubo más días despues, no hubo más miedo. El regalo que le dió la vida fue haberse ido.

Allí pasamos muchos años juntos, descubriendo el mundo a través de los libros, la música y el computador. No en vano, soy lo que soy.

Que viva la vida. La vida que el nos enseñó.

6 comentarios:

lully desnuda dijo...

Mi padre partío de estas coordenadas terrenales el 31 de mayo de 2009 y, créeme, el vacio es inmenso aunque conservaremos la biblioteca que nos dejó y sobre todo los valores y enseñanzas además de los momentos compartidos.

Nos abrazamos!

ibanoiva dijo...

Muy bonito tu video, me creo algo de tristeza. Es que quisiera que mi estudio en unos años fuera como el de tu papa. Pero me dio mucho miedo que mi hijo me haga un video asi algun dia..., tu video esta muy lindo, pero yo no quiero dejar a mi hijo nunca... me entiende?

Ana Maria Vallejo dijo...

Si, yo te entiendo. Pero uno nunca cree que eso va a pasar, que uno se va y deja a los otros. O mas bien cuando uno es el otro, no cree que ese alguien algun dia se va. Tengo que recordar para mantener a mi papá vivo. Gracias por pasar por aquí.

Julio dijo...

Hay que ver cómo se transmiten los sentimientos de otra persona a través del tiempo y el espacio.
Creo haber sentido algo de lo que tú has sentido. Ese ambiente de cultura, reflexión, sueños, vida... llega a todos los que vemos y leemos lo que escribes.
El cambio es necesario, no cabe duda, y los recuerdos quedan para siempre en nuestro ser.
Un beso muy fuerte.

Juan David Escobar dijo...

Uno es como es, por sus padres.

Que vivan los cuchos para siempre!!! En la memoria, en los objetos, en los días, en uno mismo.

Un abrazo pa´tí niña ratoncita de biblioteca Vallejo.

Laura Ardila dijo...

Preciosa esta nota.